ANDALUCÍA TIEMPO
InicioNacionalCómo elegir y combinar los colores de las paredes de la casa,...

Cómo elegir y combinar los colores de las paredes de la casa, por Pintores Calidad

Los distintos colores estimulan diferentes sentimientos en las personas e influyen en la percepción de cada habitación.

No sólo eso, sino que la forma en que el color de las paredes interactúa con el color de los muebles y otros elementos de la casa puede dar un resultado final completamente diferente al que se había imaginado.

Si se pintan las paredes del dormitorio de un color muy brillante, el sueño no sería tranquilo y relajado.

Si se pintan las paredes de la misma habitación de un color más suave y pastel, como el azul claro, el sueño sería más relajado y profundo.

Por eso, nunca hay que basar la elección del color única y exclusivamente en el gusto personal: según pintores Madrid, el color debe ser el resultado de un diseño que tenga en cuenta todos los elementos presentes en la habitación.

Cómo elegir los colores de las paredes de la casa

  • Gris: muy popular en los últimos años, ya que suele asociarse a los muebles modernos. Da a la habitación un cierto estilo y elegancia. Pero usar este color no es fácil.
  • Blanco: considerado el color neutro por excelencia, da espacio y luminosidad al ambiente.
  • Amarillo: muy utilizado en salones, cocinas y estudios porque es un color muy luminoso, que estimula la concentración y la socialización.
  • Rojo: debe evitarse en los dormitorios, porque es un color muy vivo que transmite fuerza y energía. Adecuado para espacios de tránsito, como pasillos o vestíbulos.
  • Azul: Un color calmante y relajante. A menudo se utiliza en dormitorios y baños.
  • Rosa: Color muy utilizado en los dormitorios porque transmite un ambiente cálido y suave. A veces se utiliza en salones de estilo vintage.
  • Verde: se considera un color neutro (en contra de todas las expectativas), ya que transmite equilibrio y tranquilidad. Se suele utilizar para pintar cocinas, salones, dormitorios y baños.
  • Morado: suele considerarse el color del espíritu, de hecho, se utiliza mucho para pintar dormitorios, salones y oficinas, lugares de descanso o concentración.

Conocer las características que se han enumerado en este párrafo es esencial, pero no es suficiente para hacer una elección satisfactoria sobre el color de una casa.

  • ¿Cuál es el tamaño de la habitación?
  • ¿Es luminosa o más bien oscura?
  • ¿Cómo se utiliza?
  • ¿Qué otros colores hay (acabados, suelos, muebles, mobiliario)?
  • ¿Cómo se ilumina?
  • ¿Cuál es la forma de la habitación?

Estas son sólo algunas de las preguntas básicas que hay que hacerse para saber qué color elegir.

Cómo combinar los colores de las paredes con los mueblesSaber cómo combinar adecuadamente los colores de las paredes con los suelos y los muebles requiere un profundo conocimiento de los principios del color y el diseño de interiores. A veces pintar la madera puede ser una buena solución.

Aquí algunas pautas generales que es útil conocer:

  • Gris: este color, que da la impresión de ser un poco apagado, suele combinarse con colores vivos y brillantes como el blanco, el verde, el amarillo y el naranja.
  • Blanco: al ser el color neutro por excelencia, el blanco puede combinarse con cualquier color.
  • Amarillo: el amarillo, un color muy brillante, puede combinarse con colores como la marrón madera y el blanco.
  • Rojo: este color es muy vivo, por lo que debe combinarse con colores neutros, como el blanco y el negro, ya que de lo contrario se corre el riesgo de sobrecargar el ambiente.
  • Azul: El color azul suele combinarse con muebles de madera o elementos plateados para crear un estilo clásico y elegante.
  • Rosa: El rosa suele combinarse con el blanco y a veces, para dar un estilo retro, se combina con el marrón madera. También es muy refinado cuando se combina con cobre, oro y plata.
  • Verde: Las mejores combinaciones para este color, además del clásico marrón madera y el blanco, son el amarillo y el gris.
  • Morado: este color nunca es fácil de combinar, pero los mejores colores para el mobiliario son el blanco, la madera coloreada y el negro.

3 reglas para amueblar la casa con armoníaCombinar los colores en una casa no es fácil. Hay algunas reglas básicas que deben tenerse en cuenta a la hora de elegir el color de la pintura de una casa:

Regla “60-30-10”Uno de los errores más comunes que comete la gente cuando decide decorar una casa es pensar en la elección de los colores, sin tener en cuenta su distribución en la habitación.

Uno de los principios fundamentales que hay que conocer es la regla “60-30-10”:

1. Decorar el 60% de la habitación con el color dominante.

2. Decorar el 30% de la habitación con el color secundario

3. Utilizar el color restante como acento en el 10% del espacio.

A la hora de elegir los colores para las paredes, es importante que los colores de las categorías de colores fríos, cálidos y neutros se equilibren armoniosamente.

Colores coordinadosEn general, es importante equilibrar los colores de manera que el color dominante se combine con no más de tres tonos diferentes que contrasten.

Diferentes posibilidades que existen:

  • Tono sobre tono: Se puede decorar la habitación con un solo color, pero con un enfoque tono sobre tono también se pueden utilizar diferentes tonos del mismo color y lograr un efecto cromático coherente y vivo al mismo tiempo.
  • Complementario: Se puede optar por centrarse en un par de colores complementarios, como el rojo y el verde, el azul y el amarillo o el blanco y el negro. De este modo, se puede conseguir un ambiente creativo con una fuerte personalidad.
  • Armonía en 3 colores: Si se tiene una habitación muy grande con poca profundidad, se pueden pintar las paredes laterales en tonos más oscuros que el fondo, el techo y el suelo. Esta armonía se basa en el contraste y es ideal para habitaciones con un carácter fuerte y moderno.
  • Policromía: Se trata de una elección de tres colores adyacentes, como los tres tonos que van del verde al azul o del rojo al naranja. En este caso, el entorno puede suavizarse por la proximidad cromática de los elementos que lo componen. Su impacto es menos vivo que en una armonía a tres bandas basada en los contrastes.

Colores utilizados para dar forma al entornoEl rojo, por ejemplo, hace que los espacios parezcan más pequeños, así que es mejor evitarlo en las habitaciones pequeñas, pero es bueno si se quiere pintar una habitación muy grande y hacer que parezca más íntima.

Por eso es importante tener en cuenta no sólo qué tonos utilizar, sino también cómo distribuirlos en la habitación.

  • Techo bajo: Para que el techo parezca más alto, hay que pintar las paredes de forma uniforme y el techo en un tono más claro.
  • Habitación profunda: Para ampliar una habitación profunda y estrecha, hay que pintar las paredes laterales de un color claro y utilizar un tono más oscuro para la pared del fondo.
  • Habitación pequeña y oscura: Si una habitación es pequeña y oscura, sería aconsejable pintar el techo del mismo color que el suelo y pinta las paredes laterales en tonos más claros.
  • Habitación amplia y poco profunda: Para hacer una habitación más profunda, las paredes laterales deben pintarse en tonos más oscuros que el fondo, el techo y las paredes.
  • Habitación grande y luminosa: Para hacer más íntima una habitación grande y luminosa, hay que elegir un color oscuro para el suelo, dejando las paredes más claras.
  • Rincón a realzar: Si se quiere realzar sólo una pared de la habitación o una parte de ella, hay que pintar la pared correspondiente de un color más oscuro y contrastado que las demás.
  • Habitación pequeña e irregular: Sólo es necesario utilizar un color dominante en el suelo si se quiere dar un aspecto más uniforme a una habitación de planta irregular.
  • Techo muy alto: Para hacer más acogedora una habitación con un techo muy alto, hay que elegir el mismo color para el suelo y el techo y pintar también la parte superior de las paredes laterales.

Para diseñar entornos armoniosos que hagan vivir y sentirse bien cada día, es necesario tener un enfoque global que tenga en cuenta todos los elementos que van a caracterizar cada entorno desde el principio y, sobre todo, saber relacionarlos de forma correcta.

Artículos relacionados

Popular